tecnicas-para-triunfar-en-tus-examenes

Técnicas para triunfar en tus exámenes

Las épocas de exámenes suelen ser aquellas que más estrés pueden provocar en los universitarios. Estas evaluaciones serán cruciales e importantes para su futuro. Por tanto, es necesario disponer de una buena organización y planificación a seguir diariamente. Además, es imprescindible tener esta planificación para asegurar que queda tiempo libre para el ocio y el descanso.

En la Residencia de Estudiantes l’Estació de Sabadell somos espectadores directos cada año cuando llegan los períodos de exámenes de nuestros residentes. Las instalaciones de la residencia son cruciales en esta época: estancias familiares y pensadas para nuestros residentes para que puedan concentrarse y dedicar el tiempo de estudio que necesitan.

Consejos y métodos para triunfar en tus exámenes

Echa un vistazo a los consejos que hoy os dejamos para mejorar las sesiones de estudio que seguro que verás reflejados en los resultados finales:

Crea sesiones regulares

Lo primero es marcar unos hábitos de estudio que puedas seguir fácilmente en tu día a día. Estudiando de forma regular la información se retiene mejor que haciendo sesiones maratonianas de estudio los días antes a los exámenes. Además, cuanto más se acerque la fecha del examen, el cuerpo producirá un estrés y una sensación de sobrecarga que harán que la concentración quede reducida. Por tanto, importante, estudia poco a poco para que llegada la fecha del examen solamente debas repasar.

Empieza por el método Pascal

¿Alguna vez has oído hablar de la técnica Pascal? Este método consiste en realizar una lectura rápida de la materia a estudiar para hacerse una idea general del contenido. El siguiente paso reside en realizar esta vez una lectura comprensiva y a la vez subrayando las partes más importantes. Como extra, puedes crear un esquema o resumen de todo lo que hayas subrayado para facilitar el repaso final.

Evalúate como si te estuvieras examinando

Puedes practicar con exámenes de años anteriores o con ejercicios similares a los que hayas realizado en clase y que podrían salir en los exámenes. Así, podrás saber en qué nivel de conocimiento y preparación estás y detectar también las partes que necesitas reforzar.

Estas prácticas pueden llevarse a cabo fácilmente si te organizas bien desde el principio. Si te alojas en una residencia de estudiantes, busca los lugares que más te favorezcan a la concentración: o bien en tu habitación para alejarte de distracciones, o bien en las salas de estudio donde además de estudiar puedes compartir con tus compañeros dudas o consultas que tengas sobre algún temario. Sea el modo que sea, planifica y sigue tus rutinas marcadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *