¿Cómo organizarse cuando te vas a vivir a un alojamiento de estudiantes ?

Irse a un lugar diferente, con distintas rutinas y gente totalmente nueva, conlleva hacer grandes cambios en nuestro estilo de vida. Sabemos lo difícil que es este giro para vosotros, por eso, desde la residencia de estudiantes de Sabadell, queremos daros algunos consejos para adaptaros de la mejor forma posible.

A partir del momento que entres por la puerta de la residencia, empiezas a tener unas responsabilidades diarias que debes hacer para poder sobrevivir estando allí. Tenéis unos servicios que vienen incluidos en el precio, como la limpieza semanal de la habitación. No obstante, se deberá tener un cuidado especial por el lugar que va a ser vuestra casa durante un tiempo.

Referente a las comidas, podéis escoger entre media pensión, con desayuno y cena, o pensión completa, añadiendo la comida del medio día. En el caso de que decidas escoger media pensión, o bien porque comes en la universidad o porque prefieres ir más por libre, deberás tener en cuenta que tendrás que buscar comida y tenerla lista a la hora de comer. Hay múltiples opciones de restaurantes. Otra solución, más económica, sería hacer tus propias comidas en la residencia, comprando los ingredientes en el supermercado. Para ello, tienes cocina para preparar tus platos, y nevera para guardar tus alimentos. Si no te da tiempo o te da pereza, como última opción puedes comer cerca de tu centro de estudios, ya que tienes múltiples bares y restaurantes alrededor donde poder escoger menú. Incluso en la cafetería de la universidad ofrecen comidas, seguro que pasarás allí más de un buen rato. 🙂

Otro tema importante es el lavado de ropa. Lo ideal sería, poner una lavadora de color y otra de ropa blanca a la semana. Pero a veces o no tenemos la suficiente ropa (¡o mucha!), o necesitamos prendas antes de que las hayamos lavado, y es cuando nos entra el caos. Puedes turnarte con tus amigos de la residencia o con tu compañero de habitación, para tener la ropa limpia antes de una semana. Además, también os libera por unos días de esta tarea que es tan fastidiosa para algunos. Otra opción sería ir juntos. ¡AH! Y que no se os olvide cambiar las sábanas cada semana. En la residencia tienes el servicio opcional de lavandería, con lavadero, lavadora, secadora, tendedero y plancha para uso de los residentes.

Estos serían los quehaceres más importantes que tendréis que realizar, pero una vez os acostumbréis, os parecerá que lo hacéis en un momento.

Desde nuestro alojamiento de estudiantes os recomendamos que vayáis a comprar lo que necesitéis de comida cada dos o tres días. Y para el tema de lavandería, mejor hacerlo entre semana, para así poder disfrutar de vuestro tiempo libre y desconectar.

Esperamos que estos consejos os sirvan para el inicio de esta nueva y bonita etapa. 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *